miércoles, 6 de octubre de 2010

UN CUENTO DE MUCHO MIEDO

Hoy después del recreo nos hemos inventado un cuento TERRORÍFICO, no es muy largo, pero para hacerlo hemos tenido grandes discusiones, menos mal que se ha llegado a un acuerdo, un cuento, pero con dos finales.


HABÍA UNA VEZ UNA NIÑA, QUE IBA CANTANDO LA CANCIÓN DE PULGARCITO.
 
IBA POR LA CALLE LARIOS, SOLA, ANDANDO Y DE REPENTE......... EN EL SUELO HABÍA UNA TRAMPA, CON UNA LAGARTIJA, UN TUBO, UN FANTASMA, UN HOMBRE VERDE Y EL HOMBRE LOBO.



(Ahora viene el final de los niños y niñas que querían un cuento relajadito)

CUANDO CALLÓ LA NIÑA, EMPEZARON A SALIR MONSTRUOS, DESPUÉS APARECIÓ UN HADA MADRINA, QUE SE FUE A BUSCAR LA LLAVE DE ORO. EL HADA MADRINA ABRIÓ LA TRAMPA Y SE LLEVÓ A LA NIÑA A SU CASA.

Cuando Adam escucha esto dice muy indignado:
- ¡Qué es un cuento de miedo, no de Peterpan!, tiene que haber un poquito de sangre   ¿Estás preparada Iesu?
(Adrián) - Que va a haber sangre.... (dice con voz tenebrosa)

y comienza Adam a inventarse esta historia.
(La voy a dejar con su voz, porque esto no se puede transcribir. En la grabación hay mucho jaleo y alguna que otra interrupción, pero merece la pena escucharlo. Al final se corta, le daríamos alguno al teléfono... una pena)



Y LA NIÑA VOLVIÓ A SU CASA.

Para terminar le dice Adam a Iesu:
- ¿No ves? el mío también tiene un final feliz, no te preocupes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada